miércoles, 16 de noviembre de 2011

:::that.day





La larga distancia
en tan minúscula estancia:

todo aquello que me trago,
           que me callo

Sólo sé decir: te odio
una y otra vez
como si de ahí fueran a nacer
todas aquellos vomitivos palabros 
que se apresuran a salir:

vastos
dulces
amargos
que te empalagan
y me ahogan....



Quizá antes era fuerte
más dura
pensaba que no volvería a ocurrir
y aquí estoy


averiguando cuál es la puerta
para
salir por ella
y no volverla a abrir.





0 dulces.dosis:

errare humanum est, perseverare diabolicum

myfreecopyright.com registered & protected